SOBRE EL BAUTISMO

Enregistrer au format PDF |Enviar la referencia de este documento por email title= enviar por email

 

          Lo primero que debemos recordar es que el Bautismo que recibió Jesús, de manos de Juan Bautista, tiene un sentido muy distinto al que recibimos nosotros. El que recibe Jesús es solamente un rito al que él quiere someterse como buen israelita. El evangelio nos lo deja bien claro. Se trata de un gesto que responde al llamado que hace el Bautista a la conversión y así estar preparados a la venida del Mesías. Era fundamental el arrepentimiento de los pecados. El que recibimos nosotros, en el nombre del Padre y del Hijo y des Espíritu Santo, nos inserta en la comunidad de Creyentes, en la Iglesia, en el Reino de Dios que Jesús todavía no había comenzado a anunciar como Buena Noticia. Nuestro Bautismo es un sí a pertenecer al Reino anunciado por Jesús. Sí implica, como el predicado por el Bautista un compromiso a vivir según el mandamiento del amor que es la esencia de la predicación de Jesús.
         Demos gracias a Dios por estar bautizados: el mejor regalo que hemos recibido en nuestra vida. Y acostumbrémonos a celebrar el día de nuestro Bautismo con el día de nuestro santo o cumpleaños.
 

Martes 10 de enero de 2017, por Parroquia San Antonio María Claret


Agenda
« noviembre de 2017 »
L M M J V S D
30 31 1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 1 2 3

Próximamente...