Martes 9 julio. Benicasim 2019

¡Buenos días amigos de la Colonia Benicasim! ¡Un cariñoso saludo a todos!

Hoy nos hemos levantado con un sol radiante en el seminario Mater Dei, porque las nubes han desaparecido del cielo. Al bajar a la plaza para las filas nos hemos dado cuenta de una cosa: los niños tienen una misteriosa «W» escrita en su frente con rotulador permanente. Investigando uno a uno, hay testimonios contradictorios. Unos dicen que han sido los de la habitación y otros dicen que han sido los monitores. El caso es que todos lo niegan.

Después de dar cuenta del delicioso desayuno de todos los días, nos lavamos los dientes y bajamos al salón de actos para la presentación del valor de hoy: la amistad, con la película «Grease». Así que nuestros monitores Rafa y Juan de Hipólito nos hacen un pequeño baile y piden a los niños que hagan una dinámica de la confianza que consiste en dejarse caer para que otro compañero lo recoja. Jesús también hablo de la amistad y nos llamó sus amigos. Por eso leimos una lectura donde Jesús dice que no nos llama siervos, sino amigos porque nos ha dado a conocer todo lo que sabe de su padre Dios.

Una vez cargadas las botellas de agua en las mochilas con todo lo necesario, montamos en los autobuses y nos vamos a la playa. La mañana ha sido cargadita porque hemos organizado dos competiciones de deporte y turnos para bañarnos en la playa. Primero hemos hecho eliminatorias de sogatira por equipos mezclados por cursos, y después cuatro partidos de voley playa de los mayores de 5º y 6º. Mientras, chapuzón y remojón para combatir el calor.

A la hora de comer nos han puesto spaguetti carbonara, salchichas con salsa de tomate y melón fresquito. Después ha habido tiempo libre y hemos empezado los talleres rotatorios con tiro con arco, tarros sal, taller de improvisación, taller de relajación y cocina. Nos hemos merendado un sobao con un yogur, y por último, hemos seguido con las competiciones de fútbol, baloncesto, balón prisionero, beísbol y waterpolo en la piscina. Pronto sabremos los ganadores de estas competiciones. La piscina y las duchas han puesto el broche final a una tarde deliciosa.

Antes de cenar los monitores nos anunciaron que habría velada de baile en el salón de actos. Y como añadido, solo para aquellos que quieran, se había un pasaje del terror como el que se suele hacer en la Verbena del colegio. Se avisó expresamente que solo los que quisieran, y los demás podrían seguir bailando sin problema. Así que, sobre las 10 comenzamos nuestro baile, en el que muchos se pusieron sus mejor ropa. Y después de un rato bailando sin parar todo tipo de música, los monitores fueron llamando solo a aquellos que quisieran pasar por una zona acotada de las habitaciones y el polideportivo. Cuando volvían de hacer el recorrido, muchos venían con cara de susto, pero todos disfrutaron con la velada. Finalmente, los monitores que habían organizado el pasaje del terror, terminaron el baile con los niños en el salón de actos.
Y como ya era tarde, nos fuimos a la cama, rezando un padrenuestro y acordándonos de todas nuestras familias.

Nada más. Mañana iremos a Peñíscola y os contaremos más cosas. El día de llamadas telefónicas será el viernes.

¡Un beso grande para todos!

Marcar el enlace permanente.